13/07/2024 Revista estudiantil de La Ibero

El Perú ingobernable: Finalmente, cae Castillo

  • Lorena Remírez Valenzuela
La nueva presidenta de Perú, Dina Boluarte, en su tomaba posesión en el Congreso este 8 de diciembre de 2022

Síntesis: ¿Qué pasó en Perú este miércoles 7 de diciembre? La respuesta rápida efectivamente es que el Congreso destituyó al presidente Pedro Castillo, y la vicepresidenta, Dina Boluarte, tomó el cargo vacante para instaurar un gabinete lo más pronto posible. Pero ¿qué pasó? ¿Qué llevó a Pedro Castillo a ser el quinto presidente en 5 años? La respuesta es más compleja.

Este miércoles 7 de diciembre las 15:00hrs tiempo local de Perú, el Congreso votaría la moción de vacancia del presidente Pedro Castillo por incapacidad moral. Adelantándose a dicha votación, Castillo anunció la disolución temporal del Congreso y la instauración de un gobierno de emergencia. A los pocos minutos, todo el país se movilizó; periodistas, medios, legisladores, ciudadanos, policías e, incluso, militares. El Congreso rechazó abiertamente la disolución planteada por Castillo y convoca un pleno en donde se votaría su destitución como presidente. La votación necesitaba 87 votos a favor… se obtuvieron 101. En ese momento se nombra a Dina Boluarte, vicepresidenta de Castillo, como la primera presidenta mujer del Perú. Castillo intentaría huir hacia la embajada de México para solicitar asilo político, pero ésta fue rodeada por ciudadanos que impidieron su acceso. Finalmente, quedaría detenido acusado de rebelión por el auto golpe de Estado que intento dar. (BBC News Mundo, 2022)

La crisis política en el país andino tiene ya varios años manifestándose. Dina Boluarte se acaba de convertir en la 6° presidenta de Perú en solo 5 años. El gobierno de Castillo apenas aguantó 18 meses. Entonces surge la pregunta, ¿qué hace a Perú tan ingobernable?

Bueno, en primer lugar, tendríamos que hablar de la constante tensión que existe entre le Congreso y el presidente en funciones. En 1993 se determina por medio del artículo 113 de la Constitución Política de Perú, que la presidencia podría quedar vacante por incapacidad física o moral, misma que sería determinada por el Congreso. Dicho artículo tiene sus orígenes en la Constitución de 1839, en donde la vacancia por incapacidad hacía más bien alusión a enfermedades mentales que hubieran afectado al presidente[1]. En el contexto actual, dicho artículo ha sido utilizado como una “espada que pende sobre la cabeza de los presidentes”, en donde el Congreso puede determinar en cualquier momento (alcanzando los 87 votos necesarios) si éstos se quedan o se van. Esto ha generado una posición de debilidad para los presidentes peruanos, y una de poder para el Congreso. (D. Olmo, 2022)

Aunado a ello, tenemos una conformación problemática del Congreso. Los grupos parlamentarios que lo integran son pequeños, y responden más bien a intereses particulares. En este sentido, es complicado que un presidente pueda lograr el respaldo de la mayoría de los integrantes, al no poder abordar la diversidad de intereses que cada legislador representa, y consistentemente, emparejarlo con su agenda política. Sin embargo, el presidente no queda totalmente desprotegido. La Constitución establece también que el presidente puede disolver el Congreso (como Castillo lo intentó hacer) después de que se le niegue dos veces la confianza al Ejecutivo; es decir, que se interpongan sin razones legítimas al trabajo del presidente. Castillo había acusado al Congreso ya en una ocasión de negarle la confianza; acusación que el Congreso negó. Este fue el último enfrentamiento entre Castillo y el poder legislativo hasta los sucesos del pasado miércoles. (Ibidem, 2022)

Pero, ¿qué razones tenía el Congreso para bloquear constantemente a Castillo y terminar por destituirlo? Bueno, es que tampoco estamos hablando de un funcionario inocente. Castillo llega al poder con un fuerte desprecio por las élites en Lima. Las elecciones se disputaban entre la extrema izquierda, representada por Castillo, y la extrema derecha, representada por Keiko Fujimori. Esto generaría una polarización social desde el inicio de su gobierno, que terminaría por nutrir aún más la crisis política que hoy vemos manifestada. La estabilidad de su gabinete sería nula, con constantes cambios en sus ministros y allegados para intentar consolidarse como presidente legítimo. Además, a lo largo de su gobierno, se le abrieron seis casos en su contra por corrupción, mismos que fueron creados por el Poder Judicial. El último, fue en agosto de 2022, en donde se le acusó de fraude en la adjudicación de obras públicas por “licitaciones fraudulentas” por un valor de aproximadamente $30,000 millones de dólares. Dichas licitaciones fueron otorgadas a familiares, amigos o cercanos del presidente. Todo lo anterior, generó la tormenta perfecta para una crisis política que implosionaría al gobierno peruano. (BBC News Mundo, 2022)

¿Y ahora? ¿Qué pasará en Perú? Bueno, parece que si bien llegó el fin de Castillo, el fin de la crisis parece lejano. Con Dina Boluarte como presidenta, se espera una continuación de estas tensiones entre Congreso y Ejecutivo; por lo que es probable que el pueblo peruano se manifieste para lograr generar elecciones para renovar ambos poderes. (Muñoz Ledo, 2022) El meollo del asunto en Perú, me atrevería a decir que es la creciente desconfianza en las instituciones. Esto es lo que hace a Perú verdaderamente ingobernable. Alrededor de 80% de los peruanos creen que la clase política solo se fija en su propia reproducción y auto protección, antes de buscar la justicia en el país. Es imposible sostener una democracia en estas condiciones. En cuanto al futuro en el péndulo político-ideológico de Perú, analistas reconocen que la situación actual puede significar un golpe importante para la izquierda, pero señalan que es importante recordar que la derecha (que cuenta con la mayoría en el Congreso) tiene un rechazo popular del 90%. Estas condiciones apuntan más bien a una descomposición de la clase política que podría facilitar la aceptación de soluciones autoritarias. (Glave, 2022)

Como conclusión, creo que el caso de Perú puede servir como advertencia a toda la región latinoamericana de las consecuencias que trae la polarización extrema. Si no hay estabilidad institucional, no hay estabilidad democrática.

[1] Cabe recalcar que Perú es el único país en el mundo que tiene la vacancia de la presidencia por “incapacidad moral”.

Banner
Related Posts

El “Arsenal de vacunas” como instrumento de dependencia estadounidense

25/11/2021

25/11/2021

Ignacio Larracilla El pasado miércoles diecisiete de noviembre, el presidente estadounidense Joe Biden, anunció un plan de miles de millones...

Roe v. Wade: La revocación de los derechos reproductivos en EE.UU

25/06/2022

25/06/2022

Lorena Remírez Valenzuela Síntesis: Desde la filtración del borrador de opinión de la Suprema Corte de Justicia estadounidense con relación...

La Negligencia de la Comunidad Internacional en el caso de Palestina e Israel

11/03/2022

11/03/2022

Daniela Caire Barranco El pasado 01 de febrero del 2022 Amnistía Internacional publicó un informe exhaustivo de 182 páginas exponiendo...

Afganos sí, centroamericanos no. La dicotomía de los migrantes en México.

21/09/2021

21/09/2021

Mariana González Valenzuela   La migración es un proceso sumamente complejo para cualquier individuo que se enfrente a él. En...

Tomando otra perspectiva

22/02/2022

22/02/2022

Ignacio Larracilla No hay buenos ni malos en la política. Y menos en la política internacional. Es muy fácil, viviendo...

EL CONFLICTO EN SUDÁN: LAS BRUTALES CONSECUENCIAS DE LOS GOBIERNOS MILITARES

04/05/2023

04/05/2023

Sudán ha sido invadido recientemente por una ola más de violencias al interior de su territorio. Se han dado nuevos altercados entre el ejército sudanés y los grupos paramilitares que un día colaboraban con el gobierno en turno. Estos altercados han dejado ya miles de civiles muertos y heridos, y lo que preocupa aún más es que no parece que haya una solución aplicable en el corto plazo; por el contrario, las revueltas y enfrentamientos se vuelven cada vez más violentos y complejos. Al momento, numerosos cuerpos diplomáticos de distintos países (incluido el mexicano) han sido evacuados del país debido al conflicto armado.

El 68 desde una mirada internacional

02/10/2023

02/10/2023

El año de 1968 enmarca uno de los episodios más significativos en la historia moderna de México. El movimiento estudiantil representó una de las primeras manifestaciones de oposición al régimen priísta2. La represión desmedida a las protestas, llevada al extremo con la masacre en la Plaza de Tlatelolco, evidenció la crisis del aparato político mexicano y se convirtió en un trágico capítulo de una larga serie de violaciones a derechos humanos perpetrados por el estado mexicano. Sin embargo, contrario a lo que se podría pensar, este movimiento no fue una muestra aislada en el mundo, representó una fase de la historia que persiguió cambios en la estructura de poder.

La conciencia de los países

09/11/2023

09/11/2023

¿Sirve de algo las resoluciones de la ONU?

El Derecho Internacional Humanitario y las Armas Autónomas: Una Laguna Jurídica Preocupante

06/03/2023

06/03/2023

El Derecho Internacional Humanitario es una rama del Derecho Internacional Público encargada de proteger a personas y bienes civiles durante los conflictos armados, sin importar su magnitud, lugar o motivos. La tecnología para la guerra ha evolucionado de manera exponencial al punto que hemos creado armas autónomas. ¿Cómo impactan las armas autónomas en el Derecho Internacional Humanitario? ¿Qué desafíos presentan para la aplicación de los principios del Derecho Internacional Humanitario? ¿Qué consecuencias pueden haber si estas armas no se regulan?

La globalización como causa principal del deterioro de las vida de las mujeres

05/09/2023

05/09/2023

Esto es lo que escribe Silvia Federici en su ensayo Women, Globalization and the International Women’s Movement (2001) y propone que, en realidad, no sabemos cuáles son los factores que provocan el deterioro tan drástico de la vida de las mujeres. Porque se puede ver cómo las mujeres cargan con un “costo desproporcionado”, pero según Federici, esto siempre se les atribuye a las razones incorrectas. (p. 1026)

La Guerra Informativa y el bombardeo mediático

02/03/2022

02/03/2022

Natalia Sepúlveda García La situación de Ucrania no es la primera guerra que vemos plasmada en redes sociales, con fotos...

La labor de Hollywood y el cuarto poder en la deshumanización de la comunidad árabe.

14/09/2021

14/09/2021

Daniela Caire Barranco ¿Cuáles son las palabras que tendemos a asociar con el término ‘árabe’ o ‘musulmán’? Terrorismo, radicalismo, violencia,...

La crisis mundial de refugiados: fallas sistémicas en atención a los desplazados

14/10/2021

14/10/2021

Daniela Caire Barranco Un análisis de las fallas básicas que hay en la atención a los refugiados es clave para...

Las judías también son mujeres

30/11/2023

30/11/2023

Hoy escribo con el corazón roto, pero, sobre todo, furiosa por la opresión que han sufrido las mujeres judías las últimas semanas, completamente invisibilizada por los grupos feministas, en total olivos. Cada quien vive su lucha.

¿No intervención o espectador del desmoronamiento de la democracia?

19/11/2021

19/11/2021

Natalia Sepúlveda García Resumen: La democracia peligra en Nicaragua y las elecciones generales que fueron llevadas acabo el pasado 7...

Comments
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *