15/08/2022 La Pregonera, Crítica Social

La Filósofa

  • Cecilia Mulás Rodríguez

La filósofa, una figura extraña que aparece esporádicamente entre las palabras compartidas, poco mencionada en las lecciones que nos dan los profesores, y solo tocada en lecciones especiales las cuales dependen de un título feminista para ser mencionadas. ¿Es que realmente hay pocas filósofas en la historia de la filosofía? Libros enteros dedicados a hombres donde saltan uno o dos nombres de mujeres. ¿Serán, las mujeres mencionadas, simples excepciones que trascendieron un mundo dominado por los hombres? o, más bien, ¿hubo muchas otras con ideas y presupuestos innovadores que han sido borradas e ignoradas por el mismo mundo que las condena a ser olvidadas?

Comencemos en el lugar en donde se empezó a utilizar el término filosofía, en la antigua Grecia. Todos hemos escuchado los nombres de Sócrates, Platón y Aristóteles, las figuras más importantes de esa época. Pero qué hay de Aspasia de Mileto, Diotimia, Timica, Teano,… todas mujeres que participaron o son mencionadas en los círculos filosóficos de esa época y aunque sus aportaciones son escasos y poco conocidos, creo que es crucial rescatar estos nombres y a estas figuras. Por ejemplo, Aspasia de Mileto, era una maestra de la retórica reconocida por autores como Plutarco, Tucícides y el mismo Platón, que hace de su discurso el tema principal de la conversación de Sócrates en el Menéxeno. Otro de los grandes ejemplos de las filosofías antiguas es Hipatia de Alejandría, que es considerada una filósofa neoplatónica alrededor de los años 415 a.C.,  una gran conocedora de astronomía y matemática que escribió tres obras: Comentario a la aritmética de Diofanto, Sobre las cónicas de Apolonio y Corpus Astronomico; aunque ninguna de sus obras nos llegaron al día de hoy, se le conoce por las fuentes secundarias que la mencionan (Martino,1996). Al igual también hay registros de que en la escuela pitagórica había varias estudiantes mujeres. Está claro que las filósofas existían en estas épocas y aunque muchas veces no eran reconocidas por el papel de la mujer que jugaba en ese tiempo, también es claro que existieron; pese a ello, ya sea por la poca información que tenemos hoy en día sobre ellas o por la poca difusión que se le da a estas figuras, el conocimiento que tenemos sobre estas mujeres es poco conocido y muy vago.

Después de la antigua Grecia saltamos a la Edad Media, una época enigmática y llena de controversia, tenemos esta idea de que la mujer en esos siglos solo servía para casarse o ir a conventos, teniendo un papel secundario en la sociedad, y aunque esto  sea cierto en cierta medida,  no significa que no hubiera mujeres que destacaron en esta época como grandes pensadoras, como lo fueron la figura de las místicas. Las místicas eran mujeres que tenían una educación impartida por la iglesia, eran conocedoras de teología y antropología, entre otras muchas disciplinas. De este grupo de mujeres salieron grandes figuras, tomando papeles de escritoras, poetas, médicas o religiosas. Un gran ejemplo de una mística es Hildegard de Bingen, quien vivió de 1098 a 1179. A lo largo de su vida publicó varios escritos desde religiosos a científicos, incluso hasta una obra músical. Hay muchas mujeres que podemos nombrar de esta época como Hadewijch de Amberes, Beatriz de Nazaret, Matilde de Magdeburgo, Ángela de Foligno… (Cirlot y Garí, 2008). ¿Qué tienen de diferente estas mujeres pensadoras a las figuras filosóficas masculinas de esa misma época? Desconozco exactamente en qué se diferencian sus trabajos, para eso tendría que hacer un análisis exacto de cada una de sus obras, pero de lo que sí estoy segura es que estas mujeres tuvieron grandes aportaciones al pensamiento de su época y rescatando sus pensamientos podemos aprender mucho de ellas.   

De esta manera, podríamos seguir en cada una de las épocas históricas, buscando e investigando qué figuras femeninas entran dentro de la categoría de filósofas. No cabe duda de que la historia está repleta de pensadoras con ideas innovadoras y no menos interesantes que los filósofos hombres. Lo triste es que para encontrar estas figuras, uno tiene que buscar fuentes específicas y la escasez de bibliografía al investigar este tema hace más difícil el conocimiento sobre estas filósofas. Para poner un ejemplo muy simple, si se escribe en el buscador de Safari o Google “filósofas importantes” sale una lista de cincuenta personas en donde solo seis son mujeres, mientras que si uno escribe “filósofos importantes” sale una lista de cincuenta personas, otra vez, en donde solo se encuentra un nombre de mujer. Incluso si queremos ser más específicos, sucede lo mismo al buscar “filósofas mujeres importantes” y nos aparece una lista de únicamente seis mujeres. Mientras que si se busca “filósofos hombres importantes”, nos aparece nuevamente una lista de cincuenta hombres. Y aunque una investigación rápida de Google no dicte determinadamente el papel de la mujer en la filosofía, es un reflejo más de cómo a la mujer se le ha borrado o no se le ha dado lugar para formar parte de los espacios de pensamiento.   

En suma, creo que es importante mencionar a más filósofas de diferentes épocas, para no solo tener presente a las figuras de la Antigua Grecia y a la Edad Media, por ejemplo Marry Wollstonecraft, Simone de Beauvoir, Lou-Andreas Salomé, Shara Kofman, Judith Butler, María Zambrano…. Todas filósofas con investigaciones y teorías relevantes. Tenemos que rescatar a todas estas figuras, hablar más de ellas y darles difusión, para que la filósofa sea vista como parte de la historia y que se salga del marco en donde parece que está condenada a caer, que la mujer únicamente hable de temas de “mujer”. La filosofía tiene mucho que decir dentro de diferentes campos y ramas como es la ontología, psicoanálisis, mística, fenomenología, entre otros muchos más.  

Bibliografía

1. Martino, Giulio. (1996). Las Filósofas, las mujeres protagonistas en la historia del pensamiento. Madrid: Ediciones Cátedra.
2. Cirlot, Victoria. y Garí, Blanca. (2008). La mirada interior, escritoras místicas y visionarias en la Edad Media. Madrid: Edición Ciruela.     
3. Sanzio, Rafael. (2 de abril del 2013). Hipatia. vidas científicas. https://mujeresconciencia.com/2015/06/15/hipatia/
Banner
Related Posts

EL TOKEN NO-FUNGIBLE COMO EL RETORNO DEL AURA: UN RETROCESO EN EL ARTE

14/10/2021

14/10/2021

Alejandro Scopelli Hoy, en un mundo que pareciera nunca quedarse quieto, aparece una tecnología que logra destacar a pesar de...

La moderna ola subcoreana

26/11/2021

26/11/2021

José Felipe Del Orbe Jr Valdés Síntesis: BTS, El Juego del Calamar y Parásitos, son solo algunos de los productos...

Narrativas ficticias de la guerra

16/09/2021

16/09/2021

Alejandro Scopelli Rivas José Felipe del Orbe Jr Valdés Andrés Jiménez Pacheco Abstract Los conflictos bélicos, las batallas y las...

Dios ha muerto; Aries ha nacido

29/10/2021

29/10/2021

Diego Calderón Síntesis El postulado de Nietzsche: Dios ha muerto, no se ha cumplido en su totalidad. Si bien la...

El Origen del día del amor y la amistad

24/02/2022

24/02/2022

Felipe Del Orbe Ya sea que pases tiempo de calidad con tu pareja; les obsequies regalos, flores, chocolates, cartas a...

La diferencia entre el pasado y el presente: viajar

28/12/2021

28/12/2021

José Felipe Del Orbe Jr Valdés Con el paso del tiempo, es normal que las cosas vayan cambiando, siendo optimizadas,...

El cuerpo y la normatividad

23/11/2021

23/11/2021

Cecilia Mulás Rodríguez Nacemos indudablemente con un cuerpo, con un cuerpo que es nombrado desde antes de nacer como “hombre”...

La felicidad en tribunal

08/09/2021

08/09/2021

Cecilia Mulás Rodríguez Diego Calderón No hay más razón para negarlo: somos un libro en blanco, lanzado al fuego de...

La caída de los narcisos: una invitación a rebelarnos contra el antropocentrismo

16/03/2022

16/03/2022

Francisco Calderón ¡Qué tiempo nos ha tocado vivir a nosotros, humanos del siglo XXI, pues esta es la época de...

“UNA NAVIDAD MUY MEXICANA”

11/11/2021

11/11/2021

Rodrigo Canales Ya comimos pan de muerto y mientras vivimos los primeros días fríos de otoño y contamos los días...

Comments
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *